Actualidad | Artículos | 29 ENE 2015

SMART CITY, ciudades responsables y comprometidas

Una Smart City es una ciudad comprometida con sus ciudadanos, su entorno medio ambiental e histórico, cuyo objetivo es mejorar la calidad de vida de los mismos.
bombilla green smart city
Xelo Romero

 

Smart City es una “ciudad inteligente” que hace uso de las nuevas tecnologías, Internet de las Cosas  y el Big Data.

 

¿Y qué se hace con todos los datos generados?

La Smart City, se compromete con sus ciudadanos, su entorno medio ambiental e histórico. Tiene como objetivo mejorar la calidad de vida de los que la habitan. A tal fin, interpreta y aprovecha  la cantidad de datos que se generan diariamente, para gestionar de manera eficiente, colaborativa, competitiva y sostenible  las infraestructuras, ofreciendo servicios optimizados que nos permitan a todos colaborar e interactuar para mejorar su actividad.

 

En este entramado, la actuación sincronizada de los diferentes actores es de vital importancia para llevar a cabo con éxito proyectos smart city Así por ejemplo, a nivel de Gobierno Inteligente,  la aplicación obligatoria de la Ley de factura eléctronica por la que  las Administraciones Públicas y los proveedores tienen que tramitar las facturas por vía electrónica, ahorrará sólo en Administración General del Estado  51 millones de euros y 2,3 millones de euros en papel, erradicará la morosidad  del sector público y mejorará agilidad de tramitación. Ni édecir tiene que la adecuada gestión de dicho ahorro es fundamental.

 

Son muchas las ciudades españolas (Barcelona, Valencia, Sevilla, Málaga…)  que siguen fomentando la Movilidad Inteligente,  ecológica y sostenible, por medio de la creación de una red de carril bici tanto en el corazón de sus ciudades, como de conexiones interurbanas, como es el caso del carril que une Baeza y Úbeda . Se pretende reducir la congestión de tráfico urbano, ruido, y emisión de dióxido de carbono. Otro ejemplo son los sensores de aparcamiento, como los instalados en Santander, que detectan plazas libres evitando a los conductores estén dando vueltas sin más, hasta encontrar un sitio.

Con programas de Energía y Medio Ambiente Inteligentes se pretende integrar de manera óptima, las fuentes renovables de energía en la red eléctrica, probar sistemas de almacenamiento energético, la eficiencia, ahorro y mejor uso de recursos. Así inicia un proyecto piloto de telegestión de contadores, Coruña Smart City, con el fin de que cada ciudadano pueda controlar su consumo de agua desde casa y a través de una aplicación móvil.

 

La otra cara de la moneda

Aunque la idea de Smart City, esté surgiendo con la mejor de las intenciones, y sabemos los efectos positivos que queremos obtener, tendremos que esperar para ver algunos de sus efectos secundarios, que aunque quizás predecibles, todavía invisibles.  Si todo está tan conectado y nos convertimos tan dependientes de la tecnología y los datos que producen los sensores, ¿irá perdiendo el ser humano la capacidad de intuición y autonomía que tiene ahora? Si las ciudades son “sistemas operativos” ¿qué ocurrirá cuando éstos fallen? ¿Y cuando no me funcione el móvil? ¿Desarrollaremos nuevas capacidades y habilidades que ahora no tenemos?

Sabemos que los datos y sobre todo su interpretación, son las minas de oro del siglo XXI. El Big Data permitirá el conocimiento intensivo de los ciudadanos.  Para evitar la realidad de un  Gran Hermano como el que  imaginó  Orwell en su 1984, será necesario garantizar las reglas de juego que aseguren el tratamiento correcto de datos, con el fin de que no se vulnere la privacidad de los ciudadanos.

La participación de todos los actores en la creación de proyectos, es clave desde el inicio de los mismos, para evitar que empresas privadas, titanes de la tecnología y software, se beneficien de contratos millonarios, relegando a un segundo plano el objetivo inicial.

Un proyecto smart city  no debería olvidar nunca su razón de ser: los ciudadanos, a los que debería escuchar para entender sus  necesidades, e integrar diseños tecnológicos que recojan el impacto y el compromiso de sostenibilidad energética, económica, moral y ética.

 

Xelo Romero

Knowmad, Blogger , Millenials centric SMM, Estudiosa-Investigadora sobre  Smart Cities, Open Innovation, Internet of Things. Valencia, España.

 

 

Contenidos recomendados...

Comentar
Para comentar, es necesario iniciar sesión
Se muestran 0 comentarios
X

Uso de cookies

Esta web utiliza cookies técnicas, de personalización y análisis, propias y de terceros, para facilitarle la navegación de forma anónima y analizar estadísticas del uso de la web. Consideramos que si continúa navegando, acepta su uso. Obtener más información